La Comisión de Equidad de Género aprobó hoy el proyecto de ordenanza que impulsa la modificación del Estatuto del Personal Municipal con la finalidad de incorporar la “licencia remunerada por violencia familiar, de género o contra la mujer”. La iniciativa de la concejal Miriam Acosta considera en sus fundamentos que la Municipalidad adhirió a la ley provincial 10.318 en 2015, la cual otorga  licencia de hasta un máximo de 30 días por año (continuos o discontinuos), renovables excepcionalmente por igual período, como consecuencia del padecimiento de violencia familiar, de género o contra la mujer, y que aún no se ha modificado el Estatuto del Personal Municipal en su articulado respectivo, a efectos de incorporar el correspondiente inciso en la sección de licencias.

Por otra parte, también se aprobó la incorporación al estatuto de los empleados municipales el derecho a franquicias horarias que no excedan de 10 horas mensuales para aquellos agentes víctimas de violencia familiar, de género o contra la mujer por trámites vinculados con su situación. Esta iniciativa fue presentada por las concejalas Acosta y Laura Sesma en sendos proyectos de ordenanza que fueron tratados conjuntamente.